PostHeaderIcon Conferencia sobre la prevención de lesiones en el fútbol

Esta semana, esta en boca de todos, la nueva lesión que ha sufrido Leo Messi. Esta vez una ruptura en la parte inferior del bíceps femoral izquierdo ha lastrado al jugador haciéndole perder varios partidos de Liga, Champions y Copa. Toda la recuperación estará en manos de los médicos del Fútbol Club Barcelona, a pesar de que en los primeros días del mes de diciembre está previsto que el jugador viaje a Buenos Aires para trabajar en las instalaciones de la AFA, siempre bajo la supervisión de los galenos del conjunto catalán.

messi

Algunas de las lesiones que se producen en el fútbol son como los accidentes: imprevisibles e inevitables. Sin embargo, la mayoría se puede prevenir. Lo importante es saber cómo hacerlo.  Para jugar mejor, evitar las lesiones es tan importante como entrenarse. De este modo, se puede permanecer sobre el césped y perfeccionar la técnica. Para lograrlo, es fundamental saber cómo protegerse a sí mismo y a los demás.

    1. Esperar siempre hasta que la recuperación sea completa: Una lesión mal curada supone un riesgo claro. Volver a jugar demasiado pronto conlleva un gran peligro: que el cuerpo aún no sea capaz de sobrellevar el estrés. Ningún partido es tan importante. Para tomar la decisión correcta, el futbolista debe trabajar codo con codo con su médico y su fisioterapeuta.
    2.  Utilizar el equipo de protección adecuado
      • Las espinilleras protegen la parte inferior de las piernas de posibles fracturas óseas durante el entrenamiento y los partidos. Deben ajustarse a cada persona en largura y en anchura para cubrir por completo toda la superficie.
      • Tras una torcedura de tobillo, es preciso vendar la zona o colocar una tobillera para prevenir una recaída o un empeoramiento.
      • La equipación de los guardametas debe estar acolchada para proteger caderas, codos y hombros (rodillas durante el entrenamiento). Además deben llevar guantes apropiados.

3. Efectuar ejercicios de protección con regularidad
El cuerpo tiene sus propios mecanismos de defensa ante las lesiones, que se pueden ejercitar para que el jugador sea más “resistente” a ellas. Los programas de prevención combinan ejercicios de manera estructurada que ayudan a fortalecer esta defensa natural. Pero incluso el mejor programa resulta infructuoso si no se realiza regularmente. Lo ideal es incorporar “Los 11+, un calentamiento completo para prevenir las lesiones” a la rutina habitual de entrenamiento.

Hoy os mostramos una conferencia realizada por Carlos Lalín (Preparador y readaptador físico Real Madrid C.F.)

Artículos relacionados :

Deja un comentario

EntrenarFutbol.com

Top  blogs Licencia de Creative Commons